OPINIÓN CINEXÉTICA
Es invierno en ibercun
Carlos Díez Valle

Hace frío en la estepa castellana, el gélido aire del norte azota con fuerza las bocas de los vivares, la lluvia abundante y la nieve ocasional hidratan con ansia los secos suelos arcillosos zamoranos para que pronto puedan comenzar a aparecer los primeros brotes sobre los que empezar a construir vida.

Los conejos, inteligentes ingenieros, han diseñado sus refugios con recodos, cambios de alturas y complicados laberintos que los mantienen secos y cálidos mientras el temporal pasa, es invierno en Ibercun.

Momento de silencio, de paz, momento de calma, calma tensa a la espera de los primeros rayos del sol enérgico de la primavera, de esos brotes tiernos y apetecibles y de las primeras señales de celo, de reproducción, de lucha por la perpetuación de la especie, por la jerarquía de los vivares, en definitiva, por la vida, es invierno en Ibercun.

Sopla el viento, cruje el hielo de los charcos, se rompe el silencio, los conejos se asoman a las bocas, no salen, hace frio. De vez en cuando, el ladrido de algún perro o un disparo lejano se escuchan, hoy se caza, la vida y la muerte se funden en un segundo tras la mira de una escopeta, la naturaleza continua imparable su marcha, pasa el tiempo, es invierno en Ibercun.

Es invierno en ibercun

 

TECOR DE PORTAS Rapeira, 26 • 36658 Portas • Pontevedra
Telf. 606 856 853 • Email. info@tecorportas.com
Diseño y desarrollo NOVOSmedios